El pionero: Jesús Gil y la justicia.

Autor: Jurista Enloquecido

Equipo formado por Abel Gende del Río y Adrián Fernández García

Este pasado domingo se ha colgado en HBO España el último capítulo de la serie de no ficción «El pionero», una producción de JWP para HBO Europe que consta de cuatro capítulos (Se estrenó el 7 de julio y se fue poniendo a disposición del usuario de HBO España un capítulo cada domingo del mes) en el que se profundiza en la vida de Jesús Gil, sin duda uno de los personajes más variopintos de los últimos tiempos.

Jesús Gil no solo fue empresario, sino que también fue político y dirigente deportivo. Y ninguna de estas tres ocupaciones las desempeñó dentro de la legalidad.

Y es que Jesús Gil estuvo en prisión hasta tres veces por distintas condenas, consecuencia de los numerosos procedimientos judiciales a los que se tuvo que enfrentarse a lo largo de su vida.

 

  • La primera ocasión en la que pisó la cárcel por primera vez fue en el año 1969. Su encarcelamiento fue debido al colapso del techo de un restaurante en los Ángeles de San Rafael que él mismo había construido (urbanización de lujo que el empresario había inaugurado dos años antes) y que aun se encontraba en proceso de construcción. Alquiló el espacio para una convención, el techo colapsó y fallecieron 58 personas. Pasó en la sombra 18 meses hasta que salió en libertad, previo pago de 400 millones de pesetas y ser indultado por el mismísimo general Franco. Aquí tenemos su entrada en la cárcel debido a su actividad empresarial.

 

  • El segundo ingreso en prisión data de Enero de 1999, ingreso ordenado por el titular del Juzgado número 7 de Marbella Santiago Torres, por falsedad en documento público y malversación. Era el llamado «Caso Camisetas», en el que investigaba el presunto desvío de hasta 450 millones de pesetas del Ayuntamiento de Marbella al club Atlético de Madrid. Durmió tres noches en prisión, sufrió un cuadro de arritmia e hipertensión, ingresó en el Hospital, estuvo detenido otros tres días y fue puesto en libertad por motivos de salud previa fianza de 100 millones de pesetas. (El Tribunal Supremo acabó confirmando la sentencia de la Audiencia Provincial de Málaga en la que finalmente se condenó a Jesús Gil a 28 años de inhabilitación y seis meses de arresto por cuatro delitos de prevaricación). Aquí tenemos su entrada en la cárcel por actividades delictivas como dirigente del club Atlético de Madrid, pero también como alcalde de Marbella.

 

  • El último Ingreso data de abril de 2002, esta vez por orden del juez de la Audiencia Nacional Juan del Olmo. Era el «Caso Saqueo» en el que se investigaba la presunta malversación de 4.442 millones de pesetas del Ayuntamiento marbellí. Seis días después del ingreso abandonó la cárcel tras depositar los avales oportunos para afrontar la fianza, que ascendía a 700 mil euros.

 

¿Qué opinas sobre la figura de Jesús Gil? ¿Es la serie de HBO una oda a su persona?

¿Es un intento de blanqueamiento de un delincuente?

 

Bajo nuestra humilde opinión, la serie, como es lógico y de esperar, ensalza la figura del magnate porque también es un personaje que se presta a ello. Esencial para captar público.

Para la tele no tenía precio, y para Sálvame ni te cuento. La «docuserie» lo presenta primero con todas sus luces acompañando los vídeos originales de la época con testimonios de sus hijos y demás gente que lo apreciaba, pero a medida que va avanzando se va dando voz a sus detractores hasta monopolizar el discurso (y no detractores cualquiera sino personas objetivas como el fiscal encargado de las investigaciones del «Caso Atlético de Madrid», viendo una faceta de Jesús Gil triste y sin nada del glamour que quería proyectar, sumido en problemas y más problemas. 

 

La conclusión es que fue un «payaso triste»:  Feliz y fuerte para la galería, pero triste por dentro.

 

Su aparente impunidad «no salía gratis», aunque lo pareciese, puesto que sus prácticas lo acabaron llevando a la muerte. En la serie se proyecta muy bien como se convierte en un esclavo de su personaje enlazando un disgusto tras otro incapaz de ponerle fin, una vez comenzaron los investigaciones y a funcionar el sistema como debería haber funcionado siempre. Lo que sí salían impunes fueron sus numerosas actividades delictivas en una España diseñada por y para la corrupción.

 

Aquí os dejo dos trailers de la «docuserie»:

 

 

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…
Acerca de Jurista Enloquecido 192 Articles
Equipo formado por Abel Gende del Río y Adrián Fernández García

Be the first to comment

Déjanos tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*